«F»

Desde joven F. fue una personalidad compleja. Licenciado en Derecho, estudió la carrera por imposición de su padre y ejerció durante un tiempo como abogado, pero F. era por encima de todo un artista.

Concebía el arte como expresión y reflejo del subconsciente, el último refugio en el que se protegía. Volcado en su mundo interior, escapando a las tendencias y acercándose al aislamiento en busca de paz y silencio.

Pese a ello disfrutó de unos años luminosos y coloristas, en los que reflejó un expresionismo optimista. Todo ello antes de caer en un estado depresivo en el que pintaba compulsivamente proyectando en sus obras sus temas obsesivos: dolor, abandono, soledad. Su expresionismo figurativo fue bien considerado por los críticos, aunque F. renegaba de ellos.

Igual que Francis Bacon que era su pintor más admirado, F. estaba excepcionalmente dotado para el dibujo como lo estuvo para la pintura y en su obra se aprecia la influencia decisiva del pintor irlandés. 

Una mañana F. decidió pintar su último autorretrato, curiosamente sin ojos, apenas unas horas antes de quitarse la vida. Como si hubiera decidido no ver su propio final. Los que tuvimos la fortuna de conocerle tenemos un recuerdo imborrable, mezcla de espiritualidad y fugacidad, mezcla de genio y eclecticismo. 

F. fue un artista en toda la extensión de la palabra, pero ante todo fue un hombre tan atormentado como inteligente, en un mundo que, sin embargo, nunca llegó a entender por completo.

Pd: me hubiera gustado acompañar este texto con una de sus obras, pero  me consta que no es el deseo de su familia ni tengo permiso para ello. En su lugar acompaño el texto con un paisaje de la sierra madrileña donde nació, vivió y puso fin a la aventura de su vida.

Autor: Montalleri

Ahorremos explicaciones, nunca emociones

29 opiniones en “«F»”

  1. Como dice Sabiusblog, a menudo esa misma sensibilidad exacerbada que «crea» un artista supone que la vida «normal» se convierta en un infierno. Es una triste, triste historia, que nos plantea muchas preguntas.
    Un abrazo, Carlos

    Le gusta a 2 personas

    1. Esa sensibilidad exacerbada es bastante común no solo en artistas consagrados sino también en otros que como es el caso de F. se han quedado en el camino de la fama y el reconocimiento aunque no en el de la calidad y sensibilidad. En efecto, preguntas planteadas sobre el siempre complejo tema de finalizar la aventura de la vida. Prefiero expresarlo así en vez de usar la palabra que lo define. Un abrazo Xibeliuss.

      Le gusta a 2 personas

    1. Gracias Mayte, como se ha comentado antes, se puede crear un mundo de obsesiones incluso por la perfección que van minando el ánimo, donde el inconformismo nos lleva a distintas salidas. Lo que no puede intuirse es la gravedad de alguna de ellas. Un abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  2. La mente es tan complicada que hay veces que encuentra la salida más sencilla del único modo que le parece posible. Y se nubla de tal manera que no se ve el sufrimiento que se dejará detrás. Solo un acceso de lucidez en el momento oportuno puede poner fin a esa salida fácil. Es normal que no se comprenda, solo quien lo ha sufrido puede empatizar con esos sentimientos tan complicados.
    Mi más sentido pésame para la familia y para ti, Carlos. Una lástima que una vida acabe antes de tiempo, y que los demás no lo sepamos ver. Mil besos.

    Le gusta a 1 persona

    1. Así es Ana, esas emociones tan obsesivas, tan volcadas en su propio universo íntimo, no las podemos comprender con facilidad. Debe ser una constante en mentes tan sensibles fruto de una infancia compleja y de la ausencia de la figura materna. Pero son solo suposiciones.
      Gracias por tus palabras.
      F. y yo no fuimos amigos en el sentido literal de la palabra. Él nunca se abrió a ello, pero me une una amistad enorme con uno de sus hermanos y por él le conocí. Un fuerte abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  3. Hola Carlos,

    Qué triste! qué tragedia renunciar al bien más preciado que tenemos «la vida»!. No cabe duda que era una persona muy especial, artista, sensible, inconformista, y sumergida (o al menos, eso me ha parecido) en un submundo con un lenguaje propio. Sin lugar a dudas, una tragedia que ya no tuviera ni una sola motivación para seguir …

    1 abrazo fuerte a su familia y a tí!

    Le gusta a 1 persona

    1. Así es Natali, sumergido en un mundo propio, a veces excluyente, siempre tormentoso y alejado de la felicidad como nosotros la concebimos. Es triste pensar en esa decisión. Queda la duda de si fue algo meditado o por el contrario, algo espontáneo y repentino. Muchas gracias por ese abrazo.
      Otro abrazo para tí.

      Le gusta a 1 persona

    1. Tal vez esa sea la clave, la diferencia que atormenta a personas como F.
      Duras decisiones de duras consecuencias. Siempre he pensado en lo que tiene que pasar por la cabeza de alguien para quitarse la vida. En fin…show must go on ¡¡
      Un abrazo

      Me gusta

Comentarios cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: